Hola, hoy me gustaría mostraros el libro sensorial que me encargaron para Rafaela, una señora de 91 años que en la actualidad tiene una discapacidad visual.
La persona que quiso hacerle este regalo a Rafaela nos cuenta que cuando aún tenía una buena visión, a Rafaela le encantaba coser y realizaba ramilletes de flores de azahar que utilizaba para perfumar su saloncito. También sabemos que le encantan las flores y que compaginó las tareas de ama de casa con la recogida de la fruta por el sur de España.
El libro sensorial para Rafaela se centrará en estimular el tacto y el olfato.
Se utilizaron texturas y objetos cotidianos para que Rafaela pueda reconocerlos a la vez que trabaja sus sentidos.
A continuación os muestro el resultado final.
A Rafaela, con cariño.